somosletras
Sonreí sinceramente, desde lo más profundo de mi alma. Experimenté una alegría tan extraña, tan especial, que no pude evitar cuestionarme qué sucedía. Y me di cuenta que la única respuesta eras “tú”. Me enamoré de ti, no sé cómo sucedió, en qué momento te metiste a mi corazón, cómo es que tu presencia brilló de forma tan especial. Simplemente me enamoré y desde ese día mi cabeza no deja de tararear aquella melodía, nuestra canción.
Menta & Chocolate, 
somosletras
Esa vez no habría una próxima vez, el daño era demasiado grande. Me dediqué media vida a ocultar el dolor perfectamente bien, para que nadie pudiera notarlo; dentro, la impotencia me ahogaba. Sufrí maltrato, fui malquerida precisamente por la persona que amaba y que debía respetarme, protegerme y cuidarme. Me lastimaba pero yo seguía ahí, ya sea por miedo, por estupidez o por amor. Eran dos personas distintas, el bueno y el malo, imposibles de homogenizar: el de siempre y el que aparecía sin aviso. No me podía defender, él era más fuerte que yo; pero no era eso lo que me congelaba la mente y el cuerpo sino su transformación. Pasaba de ser quien sujetaba mi mano o me daba un abrazo a un animal que me miraba con odio y golpeaba cada parte de mi cuerpo, alguien que me miraba con rencor y yo no entendía por qué, ¿qué había dicho? ¿qué había hecho? ¿era yo? ¿me lo merecía? ¿estaba pagando algo? Finalmente todo terminaba y se daba cuenta de lo que hizo. Se alejaba, despreciándose él mismo. Y yo me quedaba allí, tirada, despojada de lo que quedaba de mi, incapaz de moverme, rota más allá que de la piel, con moretones más profundos que los visibles, destilando mucho más que lágrimas y sangre. Lo quise salvar pero después me di cuenta de que no podía. Nadie lo entiende, pero me encontraba tan insegura, incomprendida, aterrorizada y me quería a mí misma tan poquito que prefería malo por conocido. Me dijo que no lo volvería a hacer y que lo perdonara, no le creí. Esa vez no habría una próxima vez, el daño era demasiado grande.
Le conté a un pajarito, hermosa frase bueno fuera q laas mujeres se dieran cuenta del maltrato q estan  sufriendo y puedan denuncia no importa lo q pase asi lo ames tendras q dejarlo pero necesiats tu bn